La nostalgia es algo que afecta a muchos estudiantes en algún momento o durante el tiempo en el que están lejos de su ciudad natal. A pesar de que la universidad tiene que ser uno de las mejores etapas de tu vida, en ocasiones el estrés de los exámenes o la ausencia de las comodidades habituales pueden hacer mella en el estado de ánimo de algunos estudiantes. Sentirse solo es una emoción totalmente aceptable y comprensible, pero para sobrellevarla mayor existen algunas cosas que pueden asegurarte que un sentimiento así no tire por tierra tu etapa universitaria, enseñarte a lidiar con esto es algo que hará que esta etapa forme parte de uno de los mejores momentos de tu vida.

En Collegiate, hemos recopilado algunosartículosque te ayudarán con trucos para sobrevivir a esta nostalgia durante tu tiempo en la Universidad. Además, te mostramos algunas de las mejores opciones que encontrarás en España,con estos ejemplos pretendemos darte un poco más de apoyo.

Decora tu habitación a tu gusto

La mejor manera para hacer menguar la nostalgia es decorar tu habitación de manera que te sientas como en casa, que la hagas tuya, para que formes parte de ella, y que trates de guardar algunas cosas en común con tu habitación de casa, esto hará que no te vengas abajo cuando las cosas se pongan difíciles.

Nuestras residencias de estudiantes como Collegiate Marina Real en Valencia están diseñadas cuidando cada detalle y teniendo en cuenta siempre ese toque moderno que nos hace ir acorde con la actualidad y teniendo siempre en mente al estudiante, además con el toque Collegiate queremos asegurarnos de que te levantaremos el ánimo cuando te sientas solo.

Cama

Una de las cosas que más se echa menos cuando salimos de casa por primera vez, es la cama. Pero vamos a tratar de hacer frente a este inconveniente, ya que gastamos gran parte de nuestro tiempo en ella y como estudiantes, incluso más. Así que, es importante que te asegures de que tu cama es lo más similar posible a la que has dejado en tu casa de toda la vida, de este modo le estamos ganando un punto a la nostalgia, y uno de los grandes. Y si quieres ir un paso más allá, te aconsejamos que te lleves tu cama contigo, aunque es importante que estés seguro de que has dejado de usar las sábanas de Disney que tanto te gustaban cuando eras niño o puedes traerlas y sentir como te suben los colores cuando tus compañeros entran en tu habitación para charlar, o simplemente para ver qué tal estás.

Tener tu cama preparada en tu etapa universitaria es el primer paso para que te sientas en casa, el olor y la comodidad te darán ese apoyo en los momentos en los que te sientas más nostálgico y te acuerdes de tu casa.

Fotografías

Es tan obvio como suena, pero funciona. Traer fotos de tus familiares y de tus seres queridos no es un motivo para avergonzarte y sin embargo, te hará sentir más cerca de ellos.

Hacerlos a ellos parte de tu nueva habitación, poniendo fotos, ayuadará a que no te sientas tan lejos de tu casa y de ellos y por lo tanto reducirá la nostalgia que puedas sentir. Crear un entorno al que puedas llamar “casa” forma parte de adaptarte a tu nuevo hogar sin sufrir más de lo que implica separarte por primera vez de todos tus seres queridos. Pero tampoco te debes sobrecargar de recuerdos, es importante que no quieras estar en el mismo lugar, sino que hagas de este nuevo lugar tu hogar. Este es uno más de los pasos que hay que dar en el camino de la madurez, por eso crear tu nuevo sitio es algo principal.

No obstante, unas pocas fotos de tus seres queridos y familiares más cercanos son algo razonable que te harán superar más fácilmente los momentos de nostalgia.

No te encierres en ti mismo

Tu habitación es un lugar maravilloso en el que te sientes como en casa, pero es importante que no abuses de esta comodidad y no te encierres en ti mismo cuando lleguen los momentos de nostalgia. Echar de menos es un sentimiento común en todos los seres humanos, y no es síntoma de debilidad, rodearte de tus compañeros y compartir este sentimiento hará que ellos te tiendan su mano y comiencen a ser tu familia en este nuevo lugar.

Encerrarte en tu habitación podría ser algo muy negativo para ti. Así que, si estás triste o nostálgico, es hora de salir fuera y hacer amigos, hablar con tus compañeros y planear cosas.

Con todo esto conseguirás apreciar lo que has dejado atrás y valorar lo que tienes que por delante. Dos puntos muy importantes que son un paso más hacia el crecimiento personal. La Universidad tiene eso que te hace querer volver siempre a esa etapa, un café en el campus, o una noche fuera con tus compañeros, son los momentos perfectos para contrarrestar esos momentos de nostalgia o bajones momentáneos. Así que, si estás en uno de estos momentos, evita estar solo en tu habitación y comparte tu tiempo.

En definitiva, lo importante es que intentes ser positivo cuando estos momentos te invadan. Porque todo lo que se trate de echar de menos, si consigues distraer tu mente y centrarte en otras cosas u actividades pasará mucho más rápido. España es un país que puede ofrecerte mucho, su cultura, sus gentes, su comida, trata de centrarte en esto y no en que estás lejos de casa. Siempre hay tiempo para volver, disfruta del momento y del país, al fin y al cabo, solo vivimos una vez.

Estos consejos te servirán para crear un ambiente en el que te sientas como en casa, pero estando en la Universidad. Para que sientas todas las comodidades de tu casa, te ofrecemos uno de los mejores alojamientos para estudiantes, con todas las facilidades. Collegiate marca la diferencia para ti y por ti, en un ambiente sofisticado y elegante que te hará sentir como en casa. ¡No olvides echar un vistazo a las habitaciones disponibles en Collegiate hacienda click aquí!